Modelos "inclusivos" y Día del Niño, la apuesta de los fabricantes de juguetes para incrementar las ventas

Modelos "inclusivos" y Día del Niño, la apuesta de los fabricantes de juguetes para incrementar las ventas
Productores y comerciantes también apuestan a la vacunación, las menores restricciones y a los planes oficiales de financiación para fabricantes
Por Andrés Sanguinetti
29.07.2021 09.18hs Negocios

El plan de vacunación, las menores restricciones, los créditos blandos del Gobierno, las medidas oficiales orientadas a recuperar el poder adquisitivo de la sociedad, el Día del Niño y los juguetes inclusivos forman parte del menú de acciones que están impulsando nuevamente la producción y venta de juguetes en la Argentina.

Productores y comerciantes predicen un pronóstico alentador para la industria, que viene trabajando en su recuperación tras un año y medio de pandemia.

Por lo menos así surge del habitual relevamiento que todos los años realiza la Cámara Argentina de la Industria del Juguete para analizar la situación del sector y estimar las perspectivas futuras.

El informe de este año indica que las ventas se han recuperado y demostrado un crecimiento del 5% en unidades, comparadas con igual período del año 2019 ya que durante el 2020 el escenario fue diferente, con pérdidas de muchas semanas de producción y con una apertura gradual que afectó el abastecimiento.

Durante los meses más fuertes de aislamiento y distanciamiento social (abril-julio) del año pasado se registraron caídas interanuales en cada mes del orden del 40% respecto al 2019 y se potenció el canal online o a distancia que tuvo un importante incremento de ventas, del orden del 400% ya que se demandaron juegos y juguetes para entretener y educar a los niñas y niños.

Durante este año, se estabilizó dicho crecimiento pero se terminó de consolidar como un canal importante a partir de los nuevos hábitos que se generaron con la pandemia con categorías que crecieron fuerte como juegos de carta (+254%); muñecos (453%) y autitos, (189%).

De todos modos, con las nuevas reaperturas se está produciendo un cambio en la morfología ya que este año el canal físico volvió a explicar el mayor porcentaje de ventas. y con la reapertura de los comercios, el sector entiende que podrá apuntalar su recuperación con la temporada del Día del Niño que representa el 60% de las ventas anuales de juguetes y el rubro "juegos y juguetes" explica más del 50% de los regalos que se realizan.

El Día del Niño es una tradición arraigada en la sociedad nacida en 1945, cuando los fabricantes de juguetes comenzaron a juntar donaciones para hospitales, escuelas y orfanatos en los inicios de cada mes de agosto.

A mediados de 1959, los socios de la Cámara organizaron festivales solidarios con famosos artistas de la época y se creó, por primera vez en el mundo, el Día del Niño que actualmente se festeja cada tercer domingo de agosto.

El balance anual se completa con la temporada de fin de año que explica otro 35% de las ventas y por eso desde el sector aseguran que en términos generales, todos los segmentos ya evidencian una incipiente recuperación desde fines del año pasado gracias a las fiestas de Navidad y Año Nuevo.

En ese momento, los rubros que más crecieron fueron los de aire libre como pelotas inflables, barrenadores, lanza aguas, andadores, monopatines, flotadores para pileta y artículos de arena y playa.

El ticket promedio se ubicó en el orden de los $900 y la industria nacional, al haber resignado rentabilidad, incrementó los precios en un 40% interanual a pesar de un aumento mayor en los costos de la materia prima plástica, componente que tiene una importante incidencia en el valor de los juguetes.

También se pudieron aprovechar las promociones con bancos con descuentos de hasta el 30% y el Programa Ahora 12 en sus distintas versiones que ayudaron a impulsar las ventas un 49%.

Modelos
Modelos "inclusivos" y Día del Niño, la apuesta de los fabricantes de juguetes para incrementar las ventas

Recuperar terreno

En el informe de la cámara sectorial señalan que si bien a fines del año pasado se pudo observar una recuperación incipiente frente a la caída del nivel de actividad que se produjo en el 2018 y se acentuó en el 2019, la nueva ola de contagios de este año produjo un retroceso en las fases del aislamiento.

"Sin embargo, el avance en el plan de vacunación está generando nuevas condiciones para volver a las actividades sociales con un impacto positivo para las PyMEs del sector", se asegura en el documento que también sostiene que las fábricas se encuentran trabajando a pleno y ocupando cada vez más su capacidad instalada.

El objetivo es el de recuperar el terreno perdido en la etapa pre-pandemia, ya que los dos años anteriores había caído fuertemente la producción nacional.

Esta necesidad lleva a la mayoría de las empresas a invertir para ampliar la producción aprovechando los créditos directos del Fondo Nacional de Desarrollo Productivo (FONDEP), una línea de inversión productiva lanzada por el gobierno nacional a partir de Aportes No Reembolsables (ANR) destinados a contribuir con la emergencia sanitaria por la pandemia del Covid-19 que tiene un monto total de asistencia de $ 2.250 millones.

También con la nueva línea con bonificación de tasa Créditos para la Recuperación Productiva Provincia en Marcha, que financia proyectos de inversión por hasta $100 millones por PyME, con un plazo de 60 meses y 12 de gracia, con una tasa del 24% subsidiada por el Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica de la Provincia de Buenos Aires.

El uso de estos fondos bonaerenses se debe a que de las 180 fábricas que operan en la Argentina la mayoría se encuentran en el ámbito del AMBA. Todas son micro, pequeñas y medianas empresas (MiPyMEs) que en los últimos años llevaron a cabo inversiones para incorporar maquinaria de última generación y tecnología de automatización de procesos productivos.

El mercado se caracteriza por presentar una red de 3.500 comercios de los cuales 3.200 están ubicados en los barrios y otros 300 son bocas de grandes cadenas de jugueterías que, en conjunto, explican el 30% del canal de comercialización.

A partir de las inversiones y de las medidas que frenan las importaciones, viene creciendo la fabricación nacional con nuevos lanzamientos de juegos de mesa como el llamado "Fase 10" fabricado por Ruibal con Licencia de Mattel (una especie de Burako llevado a naipes) y el KINMO, un juego con naipes y gemas.

También se hace referencia al Dooble de Top Toys junto con los lanzamientos de CONTRAST (juego de relación psicológica de imágenes); LOS ESCAPA (versiones de scape room) y el SHERLOCK (casos de investigación de crímenes o sucesos).

Otros productos buscados son las masas de modelar, los bloques y los juguetes de primera infancia, categoría que explica el 40% de la oferta de juguetes como los encastres, didácticos, sonajeros y otros.

A este sector pertenece el PoP-it, una plancha de goma flexible con compartimientos que se pueden hacer "estallar" como una bolsa de nylon con burbujas, provocando una sensación de descarga, razón por la cual se los categorizó como un juguete anti-stress.

Muchas jugueterías y polirrubros los están ofreciendo desde los $300 en formas más básicas como circunferencias, cuadrados y desde $500 con formas de unicornios y dinosaurios, entro otros estilos.

En el informe sectorial se asegura que es uno de los más buscados en la actualidad y que si bien se va a vender bien en el Día del Niño, puede pasar de moda fugazmente como su antecesor, el spinner.

La equidad de género e inclusión permite abrir el camino hacia un nuevo canal de venta
La equidad de género e inclusión permite abrir el camino hacia un nuevo canal de venta
Los empresarios recomiendan la compra de este tipo de productos en comercios habilitados y verificar que tengan el sello de certificación, porque muchos ingresaron al país como manufacturas de goma o productos terapéuticos por lo que eluden las normas de seguridad de juguetes y pueden contener ftalatos, compuestos químicos que se usan principalmente para producir cloruro de polivinilo (PVC) y que pueden ser dañinos para la salud

También apuestan a los juguetes inclusivos para incrementar su facturación con iniciativas dirigidas a promover la diversidad que vienen teniendo su propio peso específico como resultante del cambio de época en el que se comenzaron a cuestionar y romper diferentes paradigmas tradicionales asociados a "los juguetes de nena o de nene".

"Entedemos que este cambio sobre estos temas de equidad de género e inclusión permitirá abrir el camino hacia la búsqueda de aquello que realmente se puede llegar a valorar de las propuestas con perspectiva de género y/o enfoque inclusivo de la industria argentina", asegura el documento en el que se hace referencia a ejemplos de juguetes inclusivos como la línea cocinas de Petit Gourmet de Lionel’s, con un enfoque sin distinciones de género. También las clásticas Pochocleras CIME con niños cocinando, o las Pistolas lanza Slime "Warrior MF" Chikitos.

Al respecto, el presidente de la Cámara Argentina de la Industria del Juguete, Emmanuel Poletto destacó que "los niños y las niñas se divierten sin asociar un color o juguete al género y por eso creemos que el enfoque del juego sin parámetros es fundamental a la hora de diseñar y fabricar juguetes, por la implicancia y responsabilidad que conlleva esta industria".

También sostiene que el sector "tiene una destacable participación de las mujeres con tareas clave en el diseño y la producción de juegos y juguetes", considerando que el último relevamiento efectuado por la cámara evidencia que actualmente el 55% de la plantilla operativa de las fábricas es explicada por mujeres que realizan el ensamblado, empaque y control de calidad de la producción.

Temas relacionados
Negocios en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído